El poder de decir NO

0
162

Por Bibiana Rueda Bueno*

El proceso de aprobación externa es inherente al ser social que somos: hace parte importante de nuestro proceso de culturalización, de cómo encajamos en la sociedad y la manera como nos desempeñamos. La aprobación de los demás, de nuestros jefes, amigos y familiares, es parte importante de nuestro proceso de socialización y es plenamente normal el hecho de buscarla.

 

Cuando nos sentimos aprobados, de alguna manera nos sentimos parte importante de la sociedad a la que pertenecemos, y por ende nos consideramos seguros y queridos. Sin embargo, el problema viene cuando esta necesidad de aprobación se vuelve inminente y caemos en una insatisfacción constante que sólo puede ser saciada externamente; nos convertimos en seres “hambrientos sociales” que buscan la complacencia, olvidándonos un poco de nuestro ser y dependiendo en gran medida de lo que digan o piensen amigos, familiares o jefes. Dicha necesidad excesiva de aprobación es la base fundamental de nuestra incapacidad para decir que no a ciertas situaciones, ideas o personas.

aprobacion

 

Decir no es un proceso importante en el empoderamiento humano, es la manera básica, tácita y puntual con la que expresamos inconformidad ante una opinión o deseo; pero cuando dependemos directamente de la necesidad de aprobación, a pesar de ser un proceso tan sencillo, se nos dificulta hacerlo. Con unos sencillos pasos te ayudamos a que empieces en el trabajo de empoderamiento interior y aprendas a decir no sin duda ni remordimientos:

 

1. Recuerda que tú eres lo más importante
Tus necesidades, ideas y pensamientos son los más importantes. Si te autovaloras y te ves con respeto será fácil para ti decirle no a situaciones, personas o experiencias que simplemente atenten contra tu persona (física, mental o emocionalmente).

ama lo que eres

 

2. Cultiva tu aprobación interna
Cuando te sientes a gusto con tu figura y con tu ser, cuando posees un diálogo interno positivo, cuando escuchas tus emociones con cautela y te enfocas en lo que verdaderamente deseas, estás cultivando tu aprobación interna, que es una especie de sentimiento de seguridad y certeza interior que no depende de ninguna manera de lo que pase afuera, así “escuches” o “te digan”, es una relación interna fuerte y armónica contigo mismo/a.

aprobacion interna

 

3. Conéctate con tu voluntad
Escúchate con atención lo que tu ser te dice; si dejas que tu voluntad realmente tome las decisiones y diga no cuando en efecto desea hacerlo, te sentirás mucho más libre y tranquilo, vibrando en armonía con tu ser.

voluntad

4. No hagas suposiciones
En ocasiones se nos dificulta decir no, porque “suponemos” o “pensamos” que a lo mejor alguien podría sentirse mal; “asumimos” que quizá si decimos no, podría no ser conveniente para los demás o para cierta situación. Hacer una suposición es desconocer la realidad o un hecho específico, y es la creación de una idea o creencia alrededor de dicha situación de manera parcializada y personal. Cuando hacemos suposiciones, es nuestra mente quien “asume” hechos o ideas como reales, y sobre ellos actúa y toma decisiones. Evitemos las suposiciones, seamos claros con los hechos y digamos no sin temor.

suponer

 

*Psicóloga holística, especializada en psicología clínica, psicogenealogía (árbol genealógico) y técnicas alternativas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here